lunes, 27 de enero de 2014

Poema: Roma

Vista del Foro romano desde el Capitolio. Roma 2013

Te persigo…
entre la bruma envolvente
de un atardecer dorado.

Te siento…
bajo las hojas caídas
de un otoño inesperado.

Te respiro en cada calle,
atrapando en mi retina
los ecos de tu pasado.

Te abrazo con los ojos
cuando me regalas poesía
a los pies del Capitolio.

Naufrago en la fragancia
de tus piedras milenarias
saboreando tu aroma.

Me pierdo  en ti…
y mi alma se conmueve
ante la fragilidad de tu silueta.

Te busco en mis días
sin encontrar perfil más hermoso
que el tuyo recortando el horizonte.

Y cuando la luna te baña
difuminando en tu sombra
oníricos ensueños…

Nunca lo sutil fue tan sublime
ni lo fugaz tan eterno.

Anfiteatro Flavio o Coliseo. 71-80 d.C. Roma 2013

6 comentarios:

  1. Muchas gracias! Me alegro que te guste

    ResponderEliminar
  2. el talento y la gracia no se hurta, la palabra toma formas frágiles ante una pluma tomada con el puño que sabe dibujar siluetas en un mundo mágico y eso inspira respeto. gracias por escribir

    ResponderEliminar
  3. el talento y la gracia no se hurta, la palabra toma formas frágiles ante una pluma tomada con el puño que sabe dibujar siluetas en un mundo mágico y eso inspira respeto. gracias por escribir

    ResponderEliminar
  4. el talento y la gracia no se hurta, la palabra toma formas frágiles ante una pluma tomada con el puño que sabe dibujar siluetas en un mundo mágico y eso inspira respeto. gracias por escribir

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por leerme y por animarme a seguir escribiendo!. Un saludo

      Eliminar