jueves, 12 de mayo de 2022

La Columna de Trajano

 

Columna de Trajano Roma 2013

La columna de Trajano fue el gran monumento que debía perpetuar la conquista de la Dacia. Destaca no sólo por su belleza plástica sino por su gran originalidad al ser la primera vez que el arte romano crea algo totalmente nuevo, insistiendo en la nueva modalidad de relieve iniciada en el Ara Pacis, tan genuinamente romana: el relieve histórico, aunque ahora por primera vez se separa del arte helenístico, predominando la solemnidad romana de exaltar al Imperio.

Se relatan las dos guerras dácicas basándose en la crónica De Bello Dacico, hoy perdida.


Foro y columna de Trajano. Foto de Kenneth Garrett


La columna fue inaugurada el 12 de mayo del año 113 y consta de un largo friso helicoidal que rodea todo su fuste. Mide 29,78 metros sin contar el pedestal y la estatua que la culmina, si se incluyen éstos rondaría los 40 metros. La forman 18 bloques colosales de mármol de Carrara. La base está decorada en tres de sus lados por armas en bajorrelieve. El último lado presenta una inscripción que recuerda que la columna tiene la misma altura que la colina antes de la restructuración de Trajano. En las esquinas aparecen 4 águilas que sostienen una guirnalda de laurel. En su interior se colocaron las cenizas de Trajano y su esposa Plotina. A partir de esta sala se inicia una escalera de caracol que conduce hasta la cima.

El friso historiado continuo se extiende a través de 200 metros enrollándose alrededor del friso 23 veces como si fuera un rollo de papiro, y muestran entre 100 y 150 escenas una 2.500 figuras. La altura del friso crece a medida que se sube para corregir la deformación causada por la perspectiva. Los episodios más relevantes se representan cronológicamente, de forma ascendente. Culminaba en una escultura de Trajano reemplazada en el siglo XVI por una figura de bronce de San Pedro.



La narración está organizada con intenciones cronísticas. Se intercalan escenas de las batallas con otras de marcha y de construcción de campamentos e infraestructuras. Las escenas están ambientadas en contextos con rocas, árboles o construcciones según lo que se quiera narrar, refiriéndose a escenas concretas  acaecidas y no a la fantasía del autor. Todo el relieve estaba policromado lo que le imprimía una gran expresividad.




La figura de Trajano está representada unas 60 veces, en diferentes acontecimientos: supervisando la construcción de campamentos, a la cabeza de la columna en marcha, haciendo sacrificio a los dioses, hablando a los soldados o recibiendo la sumisión de los prisioneros, entre otras escenas. Su representación es siempre realista y expresa, con gestos medidos, miradas fijas y composiciones bien construidas que muestran su actitud y habilidades militares, exenta de capacidades sobrehumanas o elementos aduladores.



Las imágenes están reunidas unas entre sí por un ritmo acelerado de acción, cuyo verdadero protagonista es el valor del ejército romano.

La realización de la columna requirió una técnica compleja y una gran coordinación entre todos los artistas que intervinieron en su ejecución. El estilo del relieve es muy bajo para no alterar la línea arquitectónica de la columna.



El realismo predomina en la narración y el único elemento simbólico es la personificación del Danubio, que invita a los romanos a pasar. No obstante, la representación del espacio es poco naturalista y el autor presta poca atención a la perspectiva, aunque la combinación de líneas diagonales y verticales aporta gran dinamismo. En él, y en las escenas de acción llenas de dinamismo y el naturalismo de la figura humana se observa la influencia griega, pero la narración es totalmente romana así como las abundantes y precisas referencias al paisaje y los detalles realistas.


Personificación del Danubio

Los acontecimientos están recorridos por una tensión narrativa y densa, que aleja al monumento de la serenidad del Ara Pacis y obras anteriores. Las escenas de sacrificios son intensas, las batallas vehementes, los asaltos impetuosos y los dacios valerosos y desesperados, que sucumben heroicamente ante la superioridad romana. Los sucesos más duros como los sacrificios colectivos están relatados con notas dramáticas y piadosas, mostrando un respeto al enemigo derrotado.


Foto de Kenneth Garrett


            La columna no es sólo una obra maestra de arte sino una fuente de gran valor debido a todos los datos que aporta sobre las guerras dacias y el ejército romano. Ha inspirado a través de los siglos multitud de imitaciones, como pocos años después la de Marco Aurelio o la columna Vendôme en París, construida por Napoleón en 1810. Por muchos lugares, hay difuminadas columnas que beben de la de Trajano como la de Washington, Bruselas o Milán, entre otras, pero ninguna se acerca a la perfección resumida en la columna trajana.

Columna Vendome. París, Siglo XIX
Fuente: De Benh LIEU SONG - Trabajo propio, CC BY-SA 3.0, 

Columna de Washington, Baltimore, Siglo XVIII


        Tal día como hoy, hace 1909 años se inauguró la columna de Trajano, tan bella y sublime que nadie osó derribarla. Sólo Napoleón quiso trasladarla a París, pero al final construyó la suya propia.

martes, 19 de abril de 2022

El Foro de Trajano

          Tras  volver  de  la  Dacia, Trajano celebró un espectacular triunfo en el que  se tuvieron lugar  juegos  en  el  Coliseo  que  duraron  3  meses  y   al   que   asistieron   5   millones   de espectadores.

Pero el emperador sabía que la mejor forma de perpetuar su triunfo era a través de obras que perduraran en el tiempo, por lo que inició un programa de construcciones, sólo comparable al de Augusto, para embellecer Roma aún más y a la vez inmortalizar su memoria y su gran victoria.


Reconstrucción del Foro de Trajano por James E. Parker


Por ello, entre los años 107 y 112, ordenó la construcción de su Foro a su arquitecto preferido, Apolodoro de Damasco, que sería el último y el más grande de los Foros Imperiales. Contaba con una plaza porticada, la Basílica Ulpia, el Templo de Trajano y la maravillosa columna. Se inauguró el año 112, un año antes que la Columna Trajana. El Foro está inspirado en los campamentos militares y presenta como novedad la falta de carácter religioso del conjunto. Aunque hay un templo, fue construido por Adriano en una segunda fase y no se encuentra en el centro sino en la parte de atrás. Trajano quiso regalar al pueblo una plaza pública, verdadero centro de gravedad del conjunto.


Foro de Trajano
Fuente: De User: Bgabel de wikiviajes shared, CC BY-SA 3.0, 


Para su construcción tuvieron que realizarse extensas excavaciones: se eliminaron los laterales del Quirinal y de la Colina Capitolina, al mismo tiempo que se restauró el Foro de César y el Templo de Venus Genitrix. Paralelamente, y junto al Foro se edificaron los Mercados de Trajano.

La Plaza, rodeada por pórticos, medía 200x120 metros y culminaba en dos exedras laterales. La entrada principal era por el lado sur, donde se ubicaba un arco de triunfo coronado por una escultura de Trajano sobra una carroza tirada por 6 caballos. Por su parte, en el lado norte se situaba la Basílica Ulpia, y al norte de ésta dos bibliotecas, entre las cuales se alzaba la Columna.


Planta del Foro de Trajano


La Basílica Ulpia se convirtió en el centro de la vida política y la administración de justicia, siendo la más grande de Roma con unas dimensiones de 117 x 55 metros. Contaba con 5 naves, la central más ancha que las laterales, y dos ábsides contrapuestos. En estos últimos, fueron colocadas estatuas colosales de los miembros de la familia de Trajano. Fue saqueada y expoliada de sus mármoles en la Edad Media. Hoy en día está enterrada casi en su totalidad.


Reconstrucción de la Basílica Ulpia

El Templo, dedicado a los divinos Trajano y Plotina, fue construido por su sucesor, Adriano, entre los años 125 y 138. Aunque no se sabe con exactitud su ubicación dentro del Foro, se piensa que pudo
estar rodeado de pórticos, mirando hacia el Foro de Augusto. Sólo se ha conservado la inscripción dedicatoria del mismo y posiblemente una columna de 2 metros de alta con capital junto a la columna trajana.

El Foro de Trajano estaba decorado con relieves y esculturas que representaban a prisioneros dacios, hoy trasladados al Arco de Constantino.





domingo, 13 de marzo de 2022

Sarmizegetuza, ocaso y resurección de la capital de la Dacia

 

Sarmizegetuza Regia


Sarmizegetuza Regia era la capital de la Dacia, sede del gobierno del rey Decébalo. Fue sitiada en el año 106 d.C. por Trajano, siendo conquistada y arrasada por las legiones romanas. Fue declarada Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO en 1999 junto con el resto de fortalezas dacias de las montañas Orastie. Está situada al oeste de Rumanía, en un despeñadero a 1200 metros de altura y comprendía 6 ciudadelas.

El sitio consta de tres sectores: la fortaleza, el área sagrada y el barrio civil.

Para la construcción de la fortaleza, los dacios nivelaron 5 terrazas en un área de casi 30.000 m2. Estaba rodeada por una muralla de piedra y madera, construida usando la técnica del murus dacicus. No quedan vestigios de la distribución interna pues fue demolida por las tropas romanas.


Murus Dacicus
Fuente: By Oroles (talk) - Own work, Public Domain, 

El área sacra contaba con diversos templos de planta rectangular y circular. Destaca en el área central una gran estructura central de planta circular.


Área sacra de los templos
Fuente: De User:Oroles - Trabajo propio, Dominio público, 

Disco Solar
Fuente: De User:Oroles - Trabajo propio, Dominio público, 

Gran santuario circular
Fuente: By Calin Jorza - Own work, CC BY-SA 3.0 ro, 

        Por su parte, el barrio civil se extiende sobre terrazas artificiales con casas construidas en madera y piedra de carácter circular. La nobleza disponía en sus residencias de suministro de agua que le llegaba a través de acueductos cerámicos del tipo cañería. El nivel de vida de los ciudadanos era alto.

La colonia Ulpia Traiana Sarmizegetusa fue fundada entre los años 108-110 d.C para acoger a veteranos licenciados de las Guerras dácicas, a 40 kilómetros de la antigua capital de los dacios. Obtuvo el rango de colonia y el derecho latino para sus habitantes y se convirtió en el centro administrativo, político y religioso de la Dacia romana durante los siglos II y III d.C. En Roma la fundación de la ciudad se conmemoró con una moneda dedicada a Trajano.


Vista aérea de la Colonia Ulpia Traiana Sarmizegetusa

Aún quedan vestigios del foro y las termas en el interior de la ciudad, de la muralla y en la zona extramuros del anfiteatro, la escuela de gladiadores, y varios templos.

El anfiteatro, edificado a principios del siglo II, está situado a 100 metros de las murallas de la ciudad. Tenía capacidad para 5.000 espectadores. En mitad de la arena tenía un pequeño canal de desagüe por donde fluía el agua. Tras el abandono de los romanos de la Dacia fue usado por los habitantes de la colonia como fuerte para defenderse de las invasiones bárbaras como los godos.


Anfiteatro
Fuente: De Popescu Camelia - Trabajo propio, CC BY-SA 3.0 ro, 

Cerca del anfiteatro se encuentra la escuela de gladiadores. Consta de dos edificios de dos salas cada uno, con piscinas de agua fría en unas y calefacción en otras. En la misma zona se halla el Templo de Némesis la diosa de los gladiadores.


Restos del Templo de Némesis
Fuente: De Andrei Stroe - Trabajo propio, CC BY-SA 3.0 ro, 

Al noreste del anfiteatro se encuentran 3 templos: uno dedicado a Liber Pater, protector de los viñedos y la fertilidad de los campos, el segundo un santuario dedicado a Esculapio e Hygea, divinidades medicinales, construido en varias etapas y el tercero la Basílica del Templo, aunque no se sabe qué divinidades se adoraban en ella.

Dentro de las murallas se encuentran vestigios de un almacén, otro templo y un taller de vidrio.

En el centro de la ciudad estaba el Foro, construido durante el Principado de Trajano. Como en cualquier ciudad romana se encontraba en la intersección entre el cardo y el decumano. Estaba rodeado de un pórtico de columnas y pavimentado con mármol. En la plaza había monumentos y esculturas, de las que se pueden observar sus bases. Los edificios principales eran la basílica como lugar de reuniones, un tribunal para los jueces y la curia.


Restos del Foro

Columna del Foro
Fuente: De Codrinb - Trabajo propio, CC BY-SA 3.0 ro, 

Sarmizegetuza Regia


Colonia Ulpia Traiana Sarmizegetusa

martes, 1 de marzo de 2022

El Puente de Trajano sobre el Danubio

         “Trajano construyó sobre el Danubio un puente de piedra, sobre el que no puedo demostrarle mayor admiración. Si magníficas eran sus otras obras, ésta las sobrepasó a todas. Pues tenía veinte pilares de piedras cuadradas, ciento cincuenta pies de altura sobre su base y sesenta de anchura, y estos manteniendo una distancia de ciento setenta pies unos de otros, están unidos por arcos. ¿Cómo, entonces, podría nadie dejar de asombrarse por el gasto hecho en ellos? ¿o por la forma en que cada uno de ellos fue colocado en un río tan profundo, en aguas tan llenas de socavones, y con un fondo tan limoso?”.

Dión Casio. Historia Romana, Libro LXVIII


El puente del Danubio en la Columna Trajana, 113 d.C, Roma, Foro de Trajano
Fuente: De Atribuido a Apolodoro de Damasco - Conrad Cichorius: "Die Reliefs der Traianssäule", Zweiter Tafelband: "Die Reliefs des Zweiten Dakischen Krieges", Tafeln 58–113, Verlag von Georg Reimer, Berlin 1900, Dominio público, 


          En el año 103 y con la finalidad de llevar suministros a las legiones romanas que habían invadido Dacia, Trajano encargó a Apolodoro de Damasco el primer puente permanente construido sobre el Danubio, localizado cerca de las actuales ciudades de Drobeta- Turnu Severin (Rumanía) y Kladovo (Serbia).

El puente supuso un derroche técnico sin precedentes en este tipo de construcciones, pues debía cubrir 800 metros de anchura y 15 metros de profundidad del río en esa zona. Por tanto, medía 1135 metros de largo y 19 metros de alto.


Maqueta del Puente. Drobeta- Turnu Severin, Museo Regional de la Puertas del Hierro


Para ello Apolodoro construyó 20 arcos de madera, asentados en pilares cuadrados de mampostería. Esto supuso un gran reto debido al caudal y la anchura del Danubio. El genial arquitecto descartó el desvío del río, así que creó cajones estancos o ataguías, mediante un doble cerco de pilotes de madera con un relleno de arcilla entre ambos. Una vez vaciado el interior, se rellenaba de hormigón.

La cimentación fue, por tanto la mayor dificultad constructiva del puente. No obstante, el mayor logro fue el diseño estructural de los arcos de 52 metros de longitud, algo nunca visto, con estructuras triangulares y elementos atirantados de madera. En cada extremo había una fortificación.


Construcción de un pilar mediante ataguías
Fuente: http://pelandintecno.blogspot.com/2013/10/el-puente-de-trajano.html

            “El punto más estrecho y el único en aquella región apropiado para la construcción de un puente, tenía la anchura mencionada. Sin embargo, el hecho mismo de que el río, en su descenso, se contrae aquí desde una corriente ancha a un canal de tal estrechez, tras lo cual vuelve luego a expandirse en un cauce mayor, lo hace aún más violento y profundo, y esta característica se debe tener en cuenta al estimar la dificultad para la construcción del puente. Este trabajo es una nueva prueba de la grandeza del ánimo de Trajano, aunque el puente ya no nos es de utilidad, pues sólo quedan en pie los pilares, sin medio de cruzarlo, como si hubiera sido erigido con el único propósito de demostrar que nada hay que el ingenio humano no pueda alcanzar” (Dión Casio. Historia Romana, Libro LXVIII).

A pesar de su envergadura y dimensiones, el puente se levantó sólo en 2 años.


Monumento al Puente de Trajano en Drobeta- Turnu Severin


Desgraciadamente el puente no estuvo en pie mucho tiempo, pues el sucesor de Trajano, Adriano, lo mandó destruir parcialmente para evitar la entrada de los bárbaros y por su apuesta por una política defensiva en lugar expansionista. Otra versión defiende que el puente se vino abajo porque los pilares fueron hundiéndose en el lecho del río.

Dión Casio relata que “Trajano construyó el puente porque temía que alguna vez, cuando el Danubio estuviera congelado, la guerra podría ser llevada contra los romanos desde el otro lado y deseaba facilitar a sus tropas el acceso al otro lado por su medio. Adriano, por el contrario, temía que facilitara también el paso a los bárbaros, una vez que hubieran sobrepasado a los que los guardaban el puente, hacia Mesia, de forma que eliminó la superestructura” (Dión Casio. Historia Romana, Libro LXVIII).

En la actualidad apenas se conservan restos. En 1856 aún podían verse 20 pilares en una bajada del nivel de río extraordinaria. Se mandaron destruir dos de ellos porque dificultaban la navegación. En 1982 se tenían localizados 12 pilares, imaginando los arqueólogos que el resto fueron arrastrados por las aguas. Hoy en día sólo dos pilares son visibles en cada rivera del Danubio.


Dibujo de los pilares en el siglo XIX
Fuente: De James Samuelson - Roumania, Past and Present, Dominio público, https://commons.wikimedia.org/w/index.php?curid=474419

Una de las principales líneas argumentales de la segunda novela de la Trilogía sobre Trajano de Santiago Posteguillo, “Circo Máximo”,  está dedicada a la construcción del puente. La verdad que hasta que no la leí, desconocía su existencia. Su lectura es muy amena y aporta muchos datos sobre el espectacular edificio y del genial Apolodoro.


Ilustración de ingeniero Duperrex de como debió ser el Puente de Trajano
Fuente: De Rapsak - originally posted to Flickr as Drobeta-Turnu Severin, Trajan's Bridge, 
CC BY-SA 2.0, 

Reconstrucción del Puente de Trajano

domingo, 23 de enero de 2022

La conquista de la Dacia

           Uno de los más importantes éxitos de Trajano fue la victoria sobre los dacios, en la actual Rumanía, un conflicto que se remontaba al año 87, cuando en tiempos de Domiciano el prefecto Cornelio Fusco cruzó el Danubio con varias legiones sobre un puente de barcas y avanzando hacia Banato fue sorprendido por un ataque dacio en Tapae, siendo aniquilada una legión entera y Cornelio Fusco asesinado. El comandante dacio victorioso se llamaba Decébalo, quien empezó reiteradamente a incumplir los términos de la paz pactados tras esta campaña. De hecho fue un acuerdo vergonzoso para Roma que se vio obligada a pagarle para frenar sus incursiones en territorio romano.

Primera campaña Dácica. 101 d.C
Fuente: De Cristiano64 - Trabajo propio, CC BY-SA 3.0, https://commons.wikimedia.org/w/index.php?curid=8833813


Hacia marzo del año 101, Trajano inició su primera guerra contra los dacios liderados por Decébalo. Para ello, el emperador pasó a la orilla septentrional del Danubio sobre un puente de piedra con el mayor ejército visto desde tiempos de Augusto y se dirigió hacia la capital, Sarmizegetusa con cuatro legiones. Derrotó a los dacios en Tapae, no obstante, las tropas de Trajano sufrieron serios daños, por lo que el emperador prefirió replegarse para atender a los heridos, recibir refuerzos y reagruparse.

Aprovechando esta aparente debilidad, Decébalo lanzó un ataque cruzando el Danubio, pero fue rechazado en la batalla de Adamclisi. El ejército romano se adentró en territorio dacio y forzó a Decébalo, que se había proclamado rey, a someterse al año siguiente. Dacia fue convertida en un Estado tributario y aliado de Roma.


Segunda campaña Dácica. 106 d.C
Fuente: De Cristiano64 - Trabajo propio, CC BY-SA 3.0, 


Al volver a Roma, el emperador obtuvo el título de “Dácico” y celebró el triunfo. Sin embargo, Decébalo en 105 emprendió una nueva invasión sobre territorio romano incitando a la sublevación a algunas tribus del norte del Danubio contra Roma. Trajano se encaminó de nuevo hacia la Dacia con dos nuevas legiones la Legio II Traiana fortis y la Legio XXX Ulpia Victrix, levantó un puente de piedra construido por Apolodoro de Damasco y conquistó definitivamente la región en 106, a pesar de la resistencia de los dacios que preferían suicidarse por su dios Zalmoxis antes de caer en manos romanas.


Detalle de la columna trajana que conmemora la conquista de Dacia, Roma, 113 d.C.

                Además de las técnicas tácticas tradicionales romanas usadas en el campo de batalla, Trajano introdujo una nueva arma, el carrobalista, verdadero antepasado del cañón. Los romanos tomaron la capital Sarmizegetusa y la destruyeron, aunque previamente había sido incendiada por Decébalo quien prefirió suicidarse antes de ser atrapado por los romanos;  su cabeza fue exhibida en Roma en el Capitolio. Fundó una nueva ciudad “Colonia Ulpia Traiana Augusta Dacia Sarmizegetusa”, en otro lugar pero le puso el mismo nombre. Colonizó la región con romanos y la anexionó como una nueva provincia, llevando al Imperio Romano a su máxima extensión.


Monumento erigido por Trajano en Drobuja para conmemorar su victoria sobre los Dacios. 109 d.c.


Las campañas dacias de Trajano enriquecieron las arcas del Estado gracias a la explotación de sus numerosas minas de oro y al tesoro escondido de Decébalo que ascendía a 165 toneladas de oro y el doble de plata. Además aportó miles de prisioneros destinados al mercado de esclavos.

domingo, 9 de enero de 2022

Timgad

 

Vista panorámica de Timgad

Ubicada en el norte de África fue una de las primeras ciudades fundada por Trajano en torno al año 100, para acoger a los veteranos de la Legio III Augusta con la finalidad de controlar la frontera con los bereberes y el territorio de Numidia. Fue concebida como una colonia militar con una capacidad para unos 15.000 habitantes. Fue conocida como Colonia Marciana Ulpia Traiana Thamugadi, en honor del padre, la madre y la hermana del emperador.

Su trazado original era octogonal pero creció rápidamente de forma menos organizada. Aún se puede distinguir el cardo y el decumano delineados por una columnata corintia. En la intersección de ambos se encontraría el Foro.

En el extremo occidental del decumano se alza un arco de triunfo de 12 metros de altura, conocido como arco de Timgad o de Trajano, realizado en arenisca y compuesto por tres vanos flanqueados por columnas corintias, midiendo el central más de 3 metros de altura.


Arco de Trajano


También existen restos de un templo capitolino dedicado a Júpiter, un teatro con capacidad para 3500 espectadores, unas termas, una biblioteca, una basílica, así como magníficas mansiones privadas de época de los Severo, como la Casa de Sertius o la del Hermafrodita, donde  se hallaron impresionantes mosaicos romanos.


Teatro


Reexcavada en 1881 actualmente presenta un óptimo estado de conservación  ya que cayó en desuso en el siglo VII y fue sepultada debido a la expansión del desierto del Sahara por una capa de arena de un metro de grosor. Se la conoce como la Pompeya del Norte de África.


Decumano con el arco al fondo

Timgad fue una ciudad rica y apacible como remarca una inscripción en el Foro que dice: “Cazar, bañarse, jugar, reír, ¡Esto es vida!”.

Fue declarada Patrimonio de la Humanidad en 1982.